Argelaguer Vall del Llierca

Garrotxa: Argelaguer – Tortellà – Montagut i Oix – Sales de Llierca – Sant Jaume de Llierca – Fundat l´any 2005

S l B ck tt

Posted by lejarza en 6 marzo, 2016


S l B ck tt

Els obradors de la Beckett, a Gràcia, Banyoles o Argelaguer, apleguen gent de teatre”

Màrius Serra, La Vanguardia, Columna de Cultura

Fa uns anys, la Sala Beckett va fer unes samarretes que en descomponien el nom en vocals i consonants. Al pit: S l B ck tt. No fallava. La gent sempre es tombava a mirar-te el darrere: a a e e.

La puixant dramatúrgia catalana actual no existiria sense la Sala Beckett.

Dijous, Sergi Belbel recordava els moments fundacionals en un article a El Periódico: els tallers de Sanchis Sinisterra a finals dels vuitanta, el local insuficient del Teatro Fronterizo i el salt, amb Luis Miguel Climent, Pilar Molina i Manuel Dueso, al local del carrer Alegre de Dalt, a un extrem de Gràcia. Fronterers amb el KGB.

Ara, just abans d’abandonar-lo per saltar a la nova seu del Poblenou de la mà de Toni Casares, la Beckett repassa la seva trajectòria amb un cicle de lectures de 28 obres emblemàtiques.

És un final d´etapa deutor d´Arquimedes, i no només perquè un dels èxits més recents de la Becket hagi estat, El principi d´Arquimedes de Josep Maria Miró.

El canvi d´ubicació respon a la lògica que establí el físic grec.

En la modalitat beckettiana el cos insoluble és l´immoble de Gràcia que va canviar de propietari, el fluid en el qual la sala estava submergida, fins llavors en repòs, és la dramatúrgia d´arrel textual, i la força de baix cap a dalt igual al pes del volum del fluid desallotjat la va exercir el senyor Núñez el 2006 amb el burofax que comunicava el nou lloguer, malgrat que el contracte de 1989 fos indefinit.

Toni Casares recorda que Núñez només va trepitjar la sala un cop, per calibrar la seva compra, i va coincidir que Oriol Broggi hi estava assajant Magnus, una obra que tractava d´un mafiós.

El conflicte d´interessos entre l´especulador immobiliari i els especuladors teatrals ha generat una força de baix cap a dalt que projecta l´espai desallotjat cap a una nova seu de tres mil metres quadrats, dos teatres, sala d´assajos i bar. Tots els conflictes acabessin així!

La Beckett ha significat una aposta insubornable per l´arrel literària del teatre. Pel text, l´escriptura, el llenguatge.

Ha estat sempre un obrador amb sala de degustació i basta repassar una llista alfabètica de cognoms com Batlle (Argelaguer), Belbel, Cunillé, Dueso, Miró, Nolla, Peiró, Plana, Rosich o Sarrias per entendre que l´aposta de Sanchis Sinisterra és un llegat.

Sobretot perquè va néixer en un moment en el qual els vents teatrals allunyaven les propostes escèniques del text.

L´aproximació literària de Sanchis al fet teatral va marcar un camí que ha deixat una traça rica i variada.

La seva concepció del joc verbal, textual i dramatúrgic no és només instrumental o metodològica. Cortazarià confés, cronopio ell mateix, sempre ha posat paraules en joc perquè reverberin en la tercera dimensió.

Els obradors de la Beckett, a Gràcia, Banyoles o Argelaguer (Garrotxa), apleguen gent de teatre que llegeix altres gèneres i que posa el mateix èmfasi en la llengua i el text que en la dramatúrgia, la interpretació, la música, l´espai escènic o d´altres aspectes visuals.

Tant de bo això també passés en altres àmbits audiovisuals!

Fotos Els obradors de la Sala Beckett Mas Espuella Argelaguer (Garrotxa)

Fotos: Els obradors de la Sala Beckett Mas Espuella Argelaguer (Garrotxa)

DSC_7845

Fotos: Els obradors de la Sala Beckett Mas Espuella Argelaguer (Garrotxa)

Fotos: Els obradors de la Sala Beckett Mas Espuella Argelaguer (Garrotxa)

Anuncios

Una respuesta to “S l B ck tt”

  1. lejarza said

    El gran obrador de la dramaturgia catalana

    Sergi Belbel, El periódico de Catalunya

    Tengo un recuerdo fantástico de cómo se gestó y creó la Sala Beckett. Desde 1986, aproximadamente, un grupo de alumnos de la Universitat Autònoma, entre los que estaba Toni Casares, nos apuntamos a diversos talleres con El Teatro Fronterizo que capitaneaban José Sanchis Sinisterra y Luis Miguel Climent. Eran unos momentos realmente especiales para el teatro en Barcelona y Catalunya. Empezaban a surgir jóvenes actores y autores interesados en la nueva dramaturgia y, en particular, en la nueva textualidad.

    Los talleres de Sanchis Sinisterra eran absolutamente innovadores y llenos de gente interesantísima procedente del mundo del teatro y de la danza y también de la escritura. Los “ejercicios sistémicos” de Sanchis causaban furor y provocaban que muchos de los que estábamos allí empezáramos a escribir y a plantear escenas, pequeñas piezas… Algunas se escenificaban u originaban textos que posteriormente se estrenaban incluso en otros teatros. Otras se leían. Cada vez más gente se interesaba por aquellos cursos, en los que Sanchis nunca escondía su fascinación por Samuel Beckett.

    El local donde El Teatro Fronterizo tenía la sede se hizo pequeño para tanta actividad. Por eso, Climent y Sanchis, con la ayuda inestimable de Pilar Molina y de Manuel Dueso y de otros colaboradores entusiastas, encontraron y adecuaron el local de la calle Alegre de Dalt y se lanzaron a esta extraordinaria aventura que ha sido (y es) la Sala Beckett, el teatro que, a mi entender, ha revolucionado y ha hecho estallar la dramaturgia catalana no solo en nuestro país sino también fuera de nuestras fronteras.

    EL EMPRESARIO DE LA CONSTRUCCIÓN

    La labor que en estos 25 años ha realizado la Beckett ha sido absolutamente decisiva para la consolidación de nuestra dramaturgia. Y hoy está considerada sin ninguna duda como uno de los teatros más prestigiosos no solo de Barcelona sino de Europa, al nivel de otros grandes teatros dedicados a la dramaturgia contemporánea como el Royal Court de Londres (que tiene un presupuesto y unos recursos notablemente superiores, por descontado). Por eso, cuando un empresario de la construcción bien conocido compró, sin saberlo, el edificio donde se encuentra la Beckett, y modificó las condiciones contractuales de este pequeño/gran teatro, no calculó la magnitud de lo que acabaría sucediendo, porque tampoco conocía la magnitud de lo que se ha visto y de lo que se ha hecho.

    ¡Triste país que tiene tanto talento desconocido y menospreciado por determinada gente que tiene el poder económico! Deberíamos reivindicar lo que sucedió a finales del siglo XIX y principios del XX en Catalunya y en Barcelona, cuando un sector de la burguesía protegía a sus creadores. Pero los grandes empresarios catalanes posteriores, sobre todo los que hicieron fortuna bajo el franquismo, menospreciaron olímpicamente el arte, el teatro y a los creadores (con escasas excepciones). Se dedicaron solo a hacer negocio.

    LAS REGLAS DEL MERCADO

    En particular, el empresario que compró este edificio me parece que ni tan siquiera sabía de la existencia de un teatro en sus bajos. O si lo sabía, no le dio ninguna importancia. Ninguna. Por mucho prestigio que tuviera, los de la Beckett eran sus inquilinos y tenían que pagar un alquiler según “las reglas del mercado”, lo que resultó incompatible con la situación de crisis que sufría la sala, como la mayoría de teatros en estos tiempos temibles de crisis inacabable. Y los llevó a juicio.

    Pero como no hay mal que por bien no venga, la operación inmobiliaria acabó precipitando, sin pretenderlo, el necesario crecimiento, con un absoluto reconocimiento público, y una remodelación que será espectacular, con el apoyo inestimable del ayuntamiento y de la Generalitat (esperemos que desde ahora para siempre).

    Solo podemos dar las gracias al gran Sanchis Sinisterra, al magnífico y emprendedor Luis Miguel Climent, a todos los que colaboraron para abrir la sala, al infatigable compañero y amigo Toni Casares y a todo el equipo de personas extraordinarias que han mantenido y han hecho crecer uno de los mejores teatros de nuestra historia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: